Atrapa un millón financia a cineastas

A lo largo de la historia de la televisión ha habido casos en los que pasar por un concurso de televisión le ha acabado cambiando la vida a algún concursante. Durante los primeros años de TVE se llevaban mucho, por ejemplo, los talent shows en los que el premio era formar parte de la plantilla del ente público, y sin ir más lejos, ahí tenemos el caso de José Luis Uribarri, famoso por haber presentado el Festival de Eurovisión en infinidad de ocasiones. En otros casos se trataba de concursos musicales, muy de moda en los años cincuenta y sesenta, pero que también se han venido manteniendo hasta la actualidad, y así tenemos casos históricos como el de Rocío Dúrcal y otros más recientes, como el de Rosa López y otros triunfitos, sobre todo de la primera edición. Secundino Gallego, el "hombre de los pájaros", era un simple bedel en la Universidad de Barcelona y a comienzos de los setenta, tras concursar y ganar en "Las diez de últimas", consiguió la plaza de conservador en el museo de Zoología de dicha universidad y poder escribir infinidad de tratados sobre ornitología.

Teniendo en cuenta todo lo anterior, tampoco resulta extraño el reciente caso de Ignacio Estaregui, un cineasta zaragozano que el pasado lunes concursó en "Atrapa un Millón" formando pareja con Eva Hache - nada que ver con Remedios Cervantes -, consiguiendo 15.000 euros. Este premio le permitirá financiarse el rodaje de su próximo corto, que se llamará "En la mitad del invierno", un thriller sobre una pareja que se enfrenta a una situación complicada en medio de la nieve, y que será realizado en el Pirineo aragonés, cerca de Sallent.

Curiosamente, Eva Hache va a ser la próxima presentadora de la gala de entrega de los premios Goya, así que si Estaregui anda listo, a lo mejor consigue meterse de lleno en el complicado mundillo cinematográfico y logra que alguno de los productores principales de este país le financie su primer largo.

Desde aquí le queremos desear mucha suerte al afortunado concursante y director de cine, que sin duda merece por su valiente iniciativa. En lugar de quedarse parado esperando la hipotética "sopa boba" de las ayudas públicas, Ignacio Estaregui ha luchado para lograr fondos por su cuenta. Se da la circunstancia de que su anterior corto también lo financió de un modo curioso, a través de crowfunding, obteniendo dinero de 52 coproductores. ¡Bravo por Nacho!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si quieres hacer una pregunta o un comentario sobre algún concurso de televisión, hazlo aquí. Gracias.