Hoy comienza el duelo entre la máquina y el hombre



Tal y como anunciamos hace unas semanas, hoy, 14 de febrero, día de San Valentín, comienza un nuevo duelo entre la inteligencia artificial y la natural, una lucha sin cuartel entre la computadora y el cerebro humano. Será en Estados Unidos, con el formato del concurso "Jeopardy!" como campo de batalla entre dos potentes fuerzas: de un lado, el superordenador Watson, creado por IBM para esta ocasión, queriendo emular los éxitos cosechados por Deep Blue a finales de los 90 en sus enfrentamientos ajedrecísticos ante el entonces campeón del mundo de ajedrez, Gary Kasparov; y por el otro, los mejores supercampeones "humanos" de la historia de este concurso: Brad Rutter, que tiene el honor de haber conseguido las mayores ganancias de este concurso - más de tres millones de dólares -, y Ken Jennings, que ha conseguido el mayor número de victorias consecutivas - nada menos que 74 -.

Uno de los dos cracks, el bueno de Ken, programador informático de profesión, fue comparado en su día con un verdadero ordenador, pero al principio él se resistía a creer que pudiera llegar a ser derrotado por una computadora auténtica. ¿Por qué? Pues muy sencillo. Una cosa es jugar al ajedrez, que aunque es complicado es una faceta ya dominada por muchos ordenadores, y otra muy distinta es participar en un concurso como éste, que para una máquina es mucho más duro. No basta con calcular, sino que es preciso entender a fondo el lenguaje, desmenuzar sus matices y no estrellarse contra los juegos de palabras. Eso sí, a su favor la máquina cuenta, como en el ajedrez, con la posibilidad de almacenar inmensas bases de datos, en este caso 200 millones de páginas con contenido de todo tipo.

Ahora, Ken Jennings, para muchos el mejor concursante que ha pasado por "Jeopardy!", empieza a verlo bastante negro, pues en las pruebas realizadas Watson, el ordenador, se ha perfilado como un auténtico campeón. Esta máquina ha sido capaz de derrotar a cientos de contrincantes humanos y parece que va a hacer lo mismo con estos dos supercampeones, Brad y Ken.

De cualquier forma, gane quien gane al final de los tres días que va a durar este espectacular enfrentamiento, lo cierto es que nadie se va a marchar de vacío. Los tres premios estipulados son de un millón para el mejor concursante de los tres, 300.000 para el segundo y 200.000 para el último.

Veremos qué nos depara este singular combate. Seguiremos informando.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si quieres hacer una pregunta o un comentario sobre algún concurso de televisión, hazlo aquí. Gracias.

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.